Escritos

En este apartado se presentan textos de diversos temas, esperando ser leídos y criticados.

La danza.

El cuerpo humano se expresa de diversas maneras, tiene la capacidad de transmitir emociones, sensaciones, sentimientos en diferentes aspectos y por diferentes medios, se apoya en ellos. La danza es uno de esos medios que utiliza  el cuerpo para expresar, una manifestación del organismo con movimientos  que transmiten en interacción con la música o sin ella.
El cuerpo utiliza la danza desde tiempos prehispánicos como medio ritual o religioso, a través del tiempo se manejo en la danza la respiración y los latidos del corazón, hoy en día también se integra la respiración y los latidos del corazón, el ritmo, movimientos, elementos armoniosos, suaves, coordinados, así como otros elementos que interactúan entre si lo cual da como resultado una nueva cadencia, distinta en cada tiempo y espacio.
La danza se transforma y está determinada también por aspectos que sobre pasan su limite como los sociales, culturales, estéticos, artísticos y morales  que en algunas ocasiones la enriquecen y en otras no; al mismo tiempo es señalada como característica de una cultura (la danza folklórica), hoy en día se le da un valor de manera disciplinada, académica estudio de análisis y de teoría.
Por lo que la danza se le atribuye una composición, una coreografía integrada por movimientos, ritmos, expresiones corporales, espacios y estilos  relativamente nuevos en la cual es muy importante la intención que se le da a la danza que se exhibe.
La danza se muestra hoy en día de forma presente y se expresa en diversos espacios como los teatros, escenarios, fotos, documentales, y por medio de pinturas que desde la antigüedad el hombre prehispánico realizó, aporto, conocía y se transmitía por este medio.
La pintura plasma también esos cambios, la concepción de la danza de varias maneras o géneros en determinadas épocas,  que influyen la percepción de la danza; por lo que por medio de este texto integro mi propia interpretación de la danza en ilustración infantil, en distinción de los niños que comienzan a conocer y expresar su propio cuerpo.
Plasmo lo que me transmite al ver la danza como complemento y unión de los colores, las formas, la ilusión, creando un nuevo espacio, un nuevo ritmo, una nueva composición una nueva coreografía y una nueva composición de la danza en un espacio dimensional donde trato de mirar u observa la danza con los ojos de mi propia niñez evocada. 


María Guadalupe Zavala Caudillo.
Bailando, acuarela, 2013.

Bailarina, acuarela, 2013.

Bailarinas, acuarela, 2013.


El mundo de las letras:
De mi pequeña sonrisa, mar.

A mis dos pequeñas sonrisas.

El mundo de las letras.



En algún lugar empezaron a surgir las letras dando vida a un espacio vacío desde hace mucho tiempo.

Al principio se formaron como signos, códigos y poco a poco tomaron otro sentido, encaminaron ideas, en piedras, en telas, en hojas de papel, en pergaminos, hasta llegar a la inspiración de llenar muchos libros; buscaban tener vida al ser leídas por alguien.

Se apoderaron de muchos temas, desde poesías, cuentos, novelas, ensayos, en investigaciones de derecho, economía, medicina, informática, arte y filosofía; transmitían pensamientos, sentimientos, creencias, tradiciones; y por algún tiempo las letras tenían mucha vida en algunos sectores, pero entraron a la modernidad y creyeron alejarse de los libros; entraron en las computadoras, en las ¡Pad, a los libros digitales y en los audio libros; tuvieron voz digital en vez de voz del habla, y su sentido pareció dislocarse.

En el umbral las letras creyeron perderse al entrar a nuevos medios de expresión, pero se dieron cuenta de que su objetivo seguía siendo el mismo, era dar vida, llenar espacios vacíos con sentido, sin importar el medio en el cual se encontraran.

Seguir con esa capacidad de transmitir al encontrarse con un nuevo lector desde los más expertos lectores hasta el más importante lector que es el que apenas empieza a saber deletrearlas y entenderlas.

Los niños que abren sus ojos con asombro y empiezan a deletrear sus primeras líneas en un libro o en cualquier medio; eso es lo que les da existencia a las letras y siempre están deseosas de ser leídas para que siempre estén presentes.


 María Guadalupe Zavala Caudillo.

Escritos 

Ensayo

En busca de la utopía.






Texto con el que participo en la Revista Letras en Reserva:


En busca de la utopía.

El hombre cambia según su entorno, la humanidad cambia,  se erige  por diversos principios que crea y establece para encontrar “un orden”, tanto de manera individual, social, grupal, comunitaria, o global; donde se fundamenta su filosofía de forma ética, moral o antimoral; interrelacionados conforman lo establecido de acuerdo a su época.

El ser humano se autonombra la especie más sobre saliente y pensante del mundo, sobre todas las demás especies que existen y que existieron; pero se reflexionan estos complejos aspectos y deterioros que dan al ser humano un significativo que busca o se infunde.

La decadencia es uno de esos aspectos en el que se pregunta si la humanidad en pleno siglo XXI va en decadencia, como ocurrió en otras etapas de la humanidad, o se encuentra en un nivel en donde su progreso de forma tanto sensible, cognoscitiva y técnica alcanzó el nivel que siempre busca “(la modernidad)”, en el que se menciona que el fin del mundo comienza o inicia una nueva era.

La decrepitud da comienzo con una perdida, en este caso en diversos pensamientos filosóficos se nombran los valores, el comienzo de lo irracional, del caos,  de la temporalidad,  de la enfermedad y de la muerte; el desperdicio y la crisis en pleno apogeo de la establecido en determinada época del hombre.

Basado en lo anterior la decadencia da como resultado una etapa de desorientación, de crisis, de convulsiones sociales, de guerras, enfermedad y muerte; algunos pensamientos indican la necesidad o importancia de una decadencia para una “nueva evolución”, un resurgir nuevo para la humanidad, una nueva etapa, una nueva concepción de la vida, es un largo proceso en atención de varios aspectos, las consecuencias primordiales son dramáticas para que se pueda lograr este nuevo resurgir de la humanidad.
Pareciera que lo anterior ocurrió en varias etapas de la humanidad, y vemos hoy en día las numerosas derivaciones y consecuencias de ello, es el punto donde se puede reflexionar y pretender que durante ese proceso de cambio, la tergiversación de la decadencia a la nueva evolución no sea tan trágica en varios aspectos tanto social e individual, dejar a un lado el dominante y el dominado o por otro lado que no ocurra tal decadencia.

Considero que el declive o decadencia del ser humano para que no sea tan deplorable o hacer lo necesario para que no acontezca depende de cada uno y está en la propia conciencia de mejorar, de aportar para llegar a ese nivel de humanidad sin afectar a los demás, en todo el mundo se aprecia un estado de valor basado en la violencia ya sea en un nivel menor o en un alto nivel.

Para poder encontrar esa humanidad buena y perfecta hay que estimular, lidiar,  por llegar a ese nivel de ilusión anhelado, quizá sea una utopía pero las utopías sirven para cumplirse metas, para realizar los sueños y está en cada uno continuar con sus metas sin afectar a un tercero y dejar a tras la decadencia.


María Guadalupe Zavala Caudillo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario